Cómo potenciamos la comunicación dentro de un grupo de empresas

Para ganar la partida de parchís es importante que todas las fichas conozcan la estrategia que quiere seguir el jugador. Si no comunicamos algo ¡difícilmente vamos a conseguir que todos vayan en la misma dirección!

Como ya os hemos contado a lo largo de los artículos de nuestro Blog, en Interlang, cada vez estamos más concienciados con la importancia de la comunicación y el poder que ésta puede ejercer en nuestro equipo. Precisamente, a través del Post “¿Cómo hemos mejorado la comunicación en Interlang”? compartimos con vosotros aquellas iniciativas que nos han permitido implementar al máximo nuestra comunicación externa (en atención telefónica y por correo electrónico) y con el equipo (gracias a la instauración de reuniones semanales). Unas y otras formas de comunicarnos van de la mano y ya somos conscientes de que son la base para avanzar en otros muchos aspectos.

 

La comunicación es la mejor forma de crear relaciones fuertes.

Jada Pinkett Smith.

 

El error de base en una empresa del tamaño de la nuestra, que no somos una gran corporación, es pensar que los esfuerzos destinados a comunicación interna no son necesarios. Y es que no hace falta que una empresa tenga más de 40 empleados, o que se distribuya en más de una planta, para que las barreras comunicacionales surjan, si cabe, con el compañero de al lado. Precisamente, por el hecho de pertenecer a una empresa relativamente pequeña, tendíamos a “dar por hecho” muchas cuestiones que luego derivaban en malentendidos o en prisas de última hora. Para poner fin a esos problemas decidimos usar las ventajas de las herramientas que os especifico a continuación.

Además, cabe destacar que los vacíos entre los diferentes departamentos no era el único reto que debíamos superar en Interlang. Nuestra incorporación a un grupo mayor, conformado por otras cuatro empresas, nos llevó a un escenario compartido, en el que no éramos los únicos, y en el que nuestra comunicación interna iba más allá de las cuestiones laborales del día a día. Se hacía necesario comunicarnos, no actuar como un compartimento estanco; sino aunar sinergias, conocer la misión y el funcionamiento (al menos básico) de los integrantes del grupo y así poder salir reforzados.

Por supuesto éste no es un proceso sencillo, pero hemos puesto en marcha una serie de iniciativas que esperamos den cada día más frutos.

 

Comunicación vía email de los hitos del grupo:

happy taylor swift GIF

Lo que no se comunica no existe. De ahí que, siguiendo las directrices del grupo, desde el Dpto. de Comunicación y Marketing, Interlang y el resto de empresas, comuniquemos todos aquellos logros que vamos consiguiendo, pequeños o grandes. El lanzamiento de nuestra nueva web o, mismamente, de este blog, han sido hitos celebrados y compartidos con el resto del equipo y de las empresas. Del mismo modo que lo será el momento en que estrenemos nueva plataforma del Campus Online. Nosotros comunicamos y también somos informados, pudiendo conocer, por ejemplo, cuando Aston Herencia estrena catálogo o cuando el DMC lleva a cabo un evento especial.

Newsletter mensuales:

No todas las comunicaciones mensuales giran, ni deben girar, entorno a los hitos logrados. Y es que es imposible alcanzar logros con esa periodicidad, pero consideramos que no por ello debemos frenar las comunicaciones. Por ello, y como novedad, estamos trabajando en la puesta en marcha de newsletters mensuales internas, que al igual que las enviadas a clientes, nos permitan estar al día en diversas cuestiones que atañen al grupo.

Red Social corporativa:

De forma complementaria al punto anterior, también estamos pendientes de lanzar una “Red Social” propia. A día de hoy, existen numerosas plataformas para empresas que permiten compartir experiencias al más puro estilo “Facebook”, gracias a un muro común para empleados en el que poder abrir debate sobre los hitos o las otras informaciones comunicadas, siempre desde un punto de vista más desenfadado y coloquial. En nuestro caso, y como usuarios del paquete de Microsoft Office, estamos indagando en las posibilidades de “Yammer” como nuestra futura red social.

Skype de empresa:

La apertura de una cuenta de empresa en Skype nos ha permitido evitar correos necesarios, pudiendo llevar a esta plataforma conversaciones que hasta el momento se hacían vía email. Gracias a ello, hemos conseguido agilizar determinadas conversaciones y, por lo tanto, determinadas decisiones, además de evitar una saturación en nuestra bandeja de entrada ¡Muy recomendable!

 

“¿Te está gustando? ¡suscríbete a nuestro newsletter ahora!”

 

Grupo en Whatssap:

La popular aplicación móvil fue una de las primeras plataformas que utilizamos para “conectarnos”. Sus ventajas son numerosas, es rápida, accesible a través del teléfono y favorece una comunicación más coloquial. En nuestro caso, nos resulta muy útil para solventar dudas de forma rápida cuando no estamos en la oficina. También es un lugar perfecto para comunicar determinados hitos de una forma rápida, compartir noticias de interés, o, desde un punto de vista más personal, felicitarnos si alguno de los miembros está de cumpleaños.

En todo caso, sí tenemos cuidado de no saturar esta vía comunicación, evitando que resulte demasiado “intrusiva” en el día a día. Y es que tan importante es estar conectados como dejar de estarlo cuando corresponde: nuestro tiempo libre, vacaciones etc.

 

 

Espacio común y horarios comunes de comidas:


Y, por último, pero no menos importante, también quiero hablaros de un espacio muy importante a la hora de fomentar los lazos y la comunicación, y es el que dedicamos al esparcimiento y al descanso. En lugar de organizar los turnos de comida atendiendo a las diferentes empresas, en cada uno de ellos nos entremezclamos trabajadores del grupo. Esto nos permitió conocernos de una forma mucho más rápida, y desde luego, más eficaz.

 

En Interlang, sólo cuando nos paramos a analizar nuestra comunicación interna, detectamos todos los vacíos que teníamos. Entonces abrimos la veda y tengo que deciros que “engancha”, cada vez se nos ocurren más y mejores iniciativas. Las descritas arriba son las que ya hemos puesto en marcha, o las que arrancaremos próximamente.

Es muy probable que no todas ellas perduren en el tiempo, pero sólo probándolas podremos reconocer cuáles son las que mejor nos funcionan. Por el momento, ya hemos logrado potenciar la sensación de pertenencia a algo sólido, aprendiendo unos de otros, y logrando un ambiente más enriquecedor.

 

“Si te ha gustado nuestro post ¡suscríbete a nuestro newsletter ahora!”